Cojines antivuelco

Los cojines antivuelco para bebé son almohadas especiales en forma de uno o dos cilindros, que evitan que el bebé cambie de posición.

Es peligroso cuando un bebe se queda boca abajo, este tipo de cojín es usado para mantenerlos de espalda o de costado y se usan hasta que cumplen 6 meses aproximadamente.

Mostrando todos los resultados 8

Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0
Añadido a tus favoritosEliminado de tus favoritos 0
0

¿Por qué usar cojines antivuelco?

La seguridad del bebé siempre será lo más importante, durante el día una constante vigilancia es lo ideal para cumplir esta tarea, pero ¿Qué sucede durante la noche?

No podemos estar despiertos toda la noche, aunque se verifique por momentos que el bebé está bien, pero para aliviar un poco esa tarea se utiliza un cojín antivuelco.

  • Al tener dos cilindros podrás controlar la postura del bebé para que no gire y quede boca abajo, causando asfixia o atragantamiento.
  • Estos permiten la libertad de movimiento de la cabeza para evitar la incomodidad del bebe y que haya mucha presión en un solo punto, evitando la plagiocefalia y que tenga un desarrollo normal del cráneo.
  • Previene que el bebé se caiga de la cama si no tiene protecciones laterales, evitando posibles accidentes.
  • Y el aspecto que más te favorece a ti es la tranquilidad que te ofrece saber que tu bebé estará bien. Al principio estarás pendiente más seguido, pero al ir ganando confianza con el cojín antivuelco, tendrás mayor tranquilidad.

¿Cómo usar un cojín antivuelco para bebés?

Los cojines antivuelco vienen con una anchura de unos 35 cm de ancho aproximadamente y 24 cm de largo. En sus extremidades, derecha e izquierda, se sitúan dos cojines uno a cada lado, que actúan como barrera protectora.

Para usarlo es muy sencillo, simplemente tienes que colocar a tu bebé de lado entre las dos extremidades. De este modo, evitarás posibles atragantamientos por vómito o cualquier otro problema que ponga en peligro su vida.

Como hemos leído más arriba, el cojín deja al descubierto la cabecita del bebé para que pueda moverla a su antojo con tal de favorecer la correcta formación del cráneo.

Pero, además del uso del cojín, es recomendable que mientras juegas con él, intentes intercalar los lados para que mueva la cabeza y tenga distintos puntos de apoyo.

¿A qué edad debo quitar el cojín antivuelco a mi bebé?

Es una duda muy común y con mucho debate, la edad comprendida para usar el cojín antivuelco es hasta los 6 meses aproximadamente, pero también tienes dos referencias que te pueden servir para aclarar tu duda:

  • Una es el tiempo recomendado por los fabricantes del producto.
  • La segunda es más recomendable. Consulta con su pediatra, el cual ya le abras informado que utilizas estos cojines especiales y te dirá cuando debes retirarlos.

El cuidado y la seguridad de tu bebé siempre será lo más importante, esperamos que esta información aportada te sea de utilidad y no olvides revisar en la página  todas las opciones disponibles para ayudarte en esta labor de ser mamá, y que así la disfrutes de la mejor manera.

0